Menu

La Carta de Justicia Climática de Sudáfrica: un proyecto participativo y de las bases contra el cambio climático

Pais

Sudáfrica

Tipo de experiencia

audiencias, foros y asambleas normativa y legislación

ODS

ODS 11 ODS 13

El proyecto se puso en marcha a finales de 2019 y se llevará al parlamento a fin de ser propuesto para su aprobación en octubre.

Descripción

El Centro Cooperativo y de Políticas Alternativas (COPAC), junto con la Campaña por la Soberanía Alimentaria y de Sudáfrica (SAFSC) y otras organizaciones de la sociedad civil se han comprometido en un proceso para desarrollar una Carta de Justicia Climática para Sudáfrica.

El proceso de elaboración de la carta ha sido esencialmente participativo, y tiene sus raíces en cinco años de campaña por la soberanía alimentaria y la justicia climática que surge de procesos anteriores que cristalizaron el contenido del proyecto de carta: la Conferencia sobre el agua y el clima de 2018; las mesas redondas de 2019 del COPAC sobre las comunidades afectadas por la sequía, los medios de comunicación, las organizaciones religiosas, las organizaciones de trabajadores, juveniles y de justicia ambiental y social. Además se ha hecho un llamamiento a la participación pública a través de los medios de comunicación social y los correos electrónicos, y se han encargado artículos de reflexión sobre los temas planteados en las mesas redondas para el debate público y otras ideas y lecciones para orientar el desarrollo de la carta.

Sobre la base de los procesos participativos anteriores y la retroalimentación reunida, el borrador de la carta se lanzó a finales de 2019, abierto al debate y comentarios para su finalización y el respaldo por organizaciones y ciudadanía. Todas las organizaciones que participaron en este proceso llevaron el proyecto de carta a sus comunidades para su posterior compromiso y aprobación. Durante los primeros meses de 2020 la carta viajó por todo el país, recibiendo más aportaciones y evolucionando según las necesidades de las comunidades. Los activistas de la justicia climática y las organizaciones de apoyo convocaron asambleas en lugares de trabajo, comunidades, espacios religiosos entre otros, con el fin de profundizar en las aportaciones de las bases. El proyecto de Carta también ha sido un documento abierto en Google Docs desde noviembre, y los organizadores también recibieron comentarios y aportaciones públicas de esa manera.

 

 

Antes de preparar la versión final, los organizadores han pedido a organizaciones e individuos que respalden la carta durante el año 2020. La publicación de la versión final de la Carta de Justicia Climática estaba prevista para finales de junio de 2020, pero aún no se ha lanzado. La pandemia y el confinamiento a causa del COVID-19 ha modificado el calendario y ha complicado los planes de hacer más compromisos sociales. El último evento público que el grupo había programado antes de finalizar la carta, una Asamblea Popular celebrada el 16 de junio de 2020 para coincidir con el 44º aniversario del Levantamiento de Soweto, se llevó a cabo como evento en línea.

Una vez que se haga pública la versión final, el proceso alcanzará la siguiente etapa, que consiste en generar apoyos individuales y organizativos y la traducción a todos los idiomas sudafricanos. También se está preparando una versión corta en forma de cómic para niños, clips audiovisuales de activistas leyéndolo en voz alta y otras formas populares de educación pública y promoción en diferentes idiomas. Finalmente, se llevará al Parlamento sudafricano el 16 de octubre para exigir que se adopte de conformidad con el artículo 234 de la Constitución sudafricana, que prevé la adopción de cartas cuando el público lo exija.

El movimiento de la Carta de Justicia Climática también elaborará un modelo económico para la Carta, un Plan de Transición Profunda y Justa de Justicia Climática, en el que se propondrán políticas detalladas y medidas económicas específicas para la reestructuración socioecológica, a fin de identificar medidas concretas para realizar alternativas sistémicas. También se elaborará un instrumento de transición justa, basado en la Carta, para los compromisos desde las bases hacia arriba en los lugares de trabajo y las comunidades. Este proceso permitirá a los diversos actores desarrollar sus propios planes para una transición justa y profunda.

 

 

Fuentes y más información (en inglés):